El meme es el décimo arte

El Museo Electrónico del Meme Extraordinario nace en 2020 como respuesta a un fenómeno sin precedentes en la historia de la humanidad: por primera vez, no es el arte el que imita a la vida, sino la vida la que imita al arte.

Y con esta frase buscamos instaurar una lectura, de muchas posibles, sobre lo que es el meme. En rigor, el meme no es la vida misma (pues es posible la vida sin el meme, aunque qué triste sería esa vida), pero ha permeado los rincones más íntimos de nuestra existencia en sociedad. El meme ha adoptado muchas formas: es una herramienta de acción política, es un iniciador de conversaciones, es un agente de socialización secundaria, es un reflejo de lo que somos y lo que queremos ser. Y a su vez, el meme es la labor artística colaborativa más ambiciosa del ser humano; es la expresión agregada, calificada, resignificada y reinterpretada de lo que las personas de este planeta sentimos, vivimos y compartimos. El acto creativo del meme no tiene principio ni tiene fin y, así como el Universo, continúa en franca expansión. El meme todo lo incluye y todo lo permea, desde la conversación más banal entre dos adolescentes a los más sentidos mensajes de condolencia. Gracias a su plasticidad, los humanos hemos reproducido al meme, y cuando ningún meme preexistente pudo cumplir una determinada tarea, simplemente hemos producido uno nuevo.

El meme es el arte más efímero que haya existido y al mismo tiempo se proyecta como el arte más permanente del ser humano. Todo meme que haya sido intercambiado mediante la Internet entre dos personas quedará guardado para siempre en el ciberespacio, por lo que es válido argumentar que estamos frente a una expresión artística de cuya totalidad de las obras se encuentran con nosotros en este mundo, pasibles de ser consultadas y estudiadas.

Reconocer al meme como arte es el primer paso. Y tan pronto como se le ha admitido ese lugar en nuestra cultura contemporánea, surge la necesidad de dedicar un espacio para celebrar sus expresiones más nobles y destacadas. La misión del Museo Electrónico del Meme Extraordinario es brindar al público masivo una selección de los memes más emblemáticos de nuestro tiempo, con el fin de preservar a aquellos de elevado impacto en la cultura, para el goce y la inspiración de generaciones futuras.

El formato de este museo es inusual, pero esperamos que la experiencia sea semejante a la de recorrer un museo físico. El M.E.M.E. tiene un perfil poco convencional, disruptivo, pero también frugal y despojado, como las obras memísticas que alberga. La opción electrónica es una declaración de principios y expresa nuestra fe en que los mismos recursos del meme como disciplina artística ayudarán a este museo a encontrar a su público.

Como colectivo de curadores, existimos porque el meme debe salir de su lugar de vilipendio y subestimación para esgrimirse definitivamente como Zeitgeist. Atrás quedaron los tiempos en los que el meme congregaba a un grupo cerrado de personas; hoy es una actividad masiva que moldea a nuestro sentido común comunitario. El Museo Electrónico del Meme Extraordinario busca brindar un espacio de reflexión y estudio de esta faceta sobresaliente del ser humano. Estamos convencidos de que solo hace falta que se inicie una conversación amplia y profunda sobre el meme como arte para que quede reivindicada su relevancia histórica como hecho cultural.


We Offer Awesome Design
Resources to Bring Ideas to Life

Resources

  • Lorem ipsum dolor sit amet.

© 2020 Museo electrónico del meme extraordinario. Todos los derechos reservados.